Soy cofundador y CEO de Kleros, un proyecto open source que busca construir una plataforma de resolución de disputas basada en blockchain e inteligencia colectiva.

Fue incubado por Thomson Reuters y ganó el premio Blockchains for Good de la Comisión Europea.